Historia y tradicion

noviembre 14, 2018

Origen de la corona de Adviento

Por: Sem. Jesús González Hernández / Arquidiócesis de Tulancingo

La tarea de cada uno es ser luz y saber estar con el hermano para poderle iluminar.

La corona de Adviento encuentra sus raíces en las costumbres precristianas de los germanos (Alemania).

Durante el frío y la oscuridad de diciembre colectaban coronas de ramas verdes y encendían fuegos como señal de esperanza en la venida de la primavera, pero la corona de Adviento no representa una concesión al paganismo, sino al contrario, un ejemplo de la cristianización de la cultura.

Los primeros misioneros aprovecharon esta tradición para evangelizar a las personas, ya que partían de sus costumbres para enseñarles la fe católica.

Para el siglo XVI, católicos y protestantes alemanes utilizaban este símbolo para celebrar el Adviento, aquellas costumbres primitivas contenían una semilla de verdad que ahora podía expresar la verdad suprema: Jesús es la luz que ha venido, que está con nosotros y que vendrá con gloria; las velas anticipan la venida de la luz en la Navidad: Jesucristo.

Jesús indica en Juan 8,12: «Yo soy la luz del mundo; el que me siga no caminará en la oscuridad, sino que tendrá la luz de la vida».

La luz que se prende en el invierno recuerda a Cristo que vence a la oscuridad. Unido a Jesús también uno se convierte en luz; Mateo 5,14: «Ustedes son la luz del mundo. No puede ocultarse una ciudad situada en la cima de un monte».

De ahí que las velas que se colocan en la corona hacen pensar en la obscuridad provocada por el pecado que ciega al hombre y lo aleja de Dios.

El origen pagano de la corona de Adviento se convierte en símbolo de esperanza y alegría por la pronta llegada del Emmanuel, el Dios con nosotros; la tarea de cada uno es ser luz y saber estar con el hermano para poderle iluminar.

 

 

 

 

 






0 Comments


Seras el primero en commentar!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *