Maestro digno

abril 26, 2017

Para Educadores de Buena Voluntad

Dra. Lourdes Lavaniegos González / Rectora de la Universidad La Salle llavaniegos@lasallep.edu.mx

Con las palabras: “Reflexión sobre los propios actos”, se refiere el nuevo modelo educativo a un aspecto necesario para la formación del “sentido de responsabilidad”. Palabras exactas que podrían aparecer en un catecismo.

Imaginemos lo que un educador cristiano puede ofrecer si toma esto como bandera; sin siquiera mencionar el Evangelio puede acostumbrar a sus alumnos a revisar su conciencia y a discernir sus decisiones, propiciando su desarrollo espiritual.

Cuando un educador es capaz de mostrar abiertamente la manera en que se cuestiona a sí mismo y de develar sus propias deficiencias; impulsa a los educandos a hacer lo mismo, a pensar antes de actuar y a dominar sus impulsos.

Pequeños y frecuentes espacios de silencio, de reflexión guiada, pueden dentro de este nuevo planteamiento educativo, validarse como parte de la formación del sentido de responsabilidad y al mismo tiempo ser la base para la oración profunda

En un sistema educativo laico, hay conceptos que no pueden expresarse, pero el educador no puede acallar su esencia espiritual, necesita presentarse completo, con todo lo que es, como condición indispensable para alcanzar la educación integral que el modelo busca.

 

 

 






0 Comments


Seras el primero en commentar!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *