Editorial

octubre 17, 2018

Recibir para compartir

Mons. Domingo Díaz Martínez / Arzobispo de Tulancingo 

1- El amor tiene poder para cambiar el mundo, por lo tanto tiene poder para fortalecer a la familia.

2- Cuando en el matrimonio hay amor, entonces sí es posible la fidelidad.

3- La Iglesia debe tener capacidad para curar heridas en la familia.

4- El amor, la oración y el perdón hacen posible la alegría en la familia.

5- Dios está presente en toda la historia de los esposos.

6- Cuidemos entre todos a los niños para que no sufran abusos, sobre todo abusos sexuales.

7- En los problemas familiares nos urge actuar, pero más nos urge remediar.

8- Es peligroso el celular, contestar mensajes de gente desconocida.

 

 

 

 

 

 

 

 






0 Comments


Seras el primero en commentar!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *